• 27 de noviembre de 2021 09:02

Ayudemos a Lucas, aiutiamo Lucas, helfen wir Lucas, let’s help Lucas

¡Con la ayuda de todos Ustedes, Lucas pudo iniciar el tratamiento con Virus Oncolíticos (OV) en Alemania! Sí, algo que parecía un sueño para Lucas durante largas semanas de espera, finalmente se hizo realidad. Y ésto fue gracias a la suma de voluntades y al aporte económico de cientos de personas, que hicieron posible la llegada de Lucas hasta la ciudad de Bonn, a 1285 km de su casa, donde se encuentra el Hospital St. Johannes, lugar donde el 30 de septiembre de 2021 finalmente fue inoculado con la 1ª dosis de esta terapia experimental. Las semanas previas a éste gran evento, fueron realmente difíciles y cruciales, ya que en varias oportunidades la vida de Lucas corrió peligro. Desde que el 9 de Julio de 2021 Lucas y toda su familia conocieron el diagnóstico definitivo que lo aqueja: Glioma difuso de la línea media, H3K27M mutado (grado IV según WHO 2016), todo ha ido muy rápido y si no hubiese sido por la ayuda económica que Lucas ha recibido a través de la recaudación de fondos por medio de la plataforma GoFundMe, y al aporte silencioso de miles de personas, tal vez él ya no estaría entre nosotros. Lucas estuvo internado en el “Hospice” de San Severino Marche desde el día 18 de Agosto al 25 de Septiembre de 2021, allí recibió cuidados paliativos en espera de que se llegara a una suma considerable que permitiera su viaje hacia Alemania. A lo largo de esas semanas, se debieron realizar varios trámites y gracias a la ayuda de muchos médicos e instituciones contactadas, Lucas fue ingresado en el Hospital de Módena, donde el equipo de Neurocirugía realizó la operación para implantar un Depósito de Ommaya, a través del cual debe ser inoculado el tratamiento experimental, aún no autorizado en Italia, y razón por la cual se debió hacer este gran esfuerzo para llegar a Alemania. Luego de dicha operación, hubieron varias complicaciones, debido al delicado estado de salud de Lucas, ya que al tener la parte derecha de su cuerpo paralizada, y por ende su pulmón derecho, se generó una acumulación de catarro que le provocó varios episodios de tos, dificultades para respirar, por lo que debió ser aspirado y asistido continuamente con oxígeno, para poder aumentar la saturación. Luego de varios días de estar en observación y gracias a la asistencia constante del personal del Hospital de Módena, recién cuando Lucas fue estabilizado, pudo iniciar el viaje desde Italia hacia Alemania, a bordo de una Ambulancia y bajo el constante monitoreo y asistencia del oxígeno. No fue un viaje simple, fue una travesía que duró 12 horas muy difíciles para Lucas, pero que sin embargo logró resistir y finalmente fue internado en el Hospital de la ciudad de Bonn. A menos de 24 horas de haber llegado, Lucas recibió la 1ª dosis de Virus Oncolíticos (OV), la misma consiste en una inyección de virus geneticamente modificados, cuyo objetivo es que éstos se repliquen dentro de las células cancerosas e induzcan su muerte, pero no ataquen las células humanas sanas. Por otro lado, dichos virus infectan las células asociadas a tumores, lo que conduce a la degradación de la vasculatura del tumor y por consecuencia a la necrosis de las células tumorales. La definición de “oncólisis”, es la destrucción del tumor. Esta terapia ha sido estudiada a lo largo de cientos de años, pero sólo recientemente ha comenzado a ser practicada por algunos médicos, como el Dr. Arno Thaller. Ultimamente ha sido posible verificar que “Los Virus Oncolíticos están alertando al sistema inmunológico de que algo anda mal -dice Jason Chesney, Director del Centro de Cáncer de la Universidad de Louisville- esto puede provocar una respuesta inmunitaria contra las células tumorales en otras partes del cuerpo.”. Por esta razón, algunos científicos consideran que los virus oncolíticos son una forma de inmunoterapia, un tratamiento que aprovecha el sistema inmunológico contra el cáncer, para extender el tiempo de supervivencia e incluso curar a los pacientes, mientras se mantiene una buena calidad de vida. El 14 de Mayo del 2020 fue publicado el estudio realizado por el Dr. Thaller y sus colegas, donde figura la historia de 5 pacientes con tumores gliobastoma múltiples de grado IV (como el que afecta a Lucas), y que ya han recibido este tratamiento, luego del cual se pudo verificar que en todos los casos los resultados fueron exitosos. Además se pudo constatar que uno de los pacientes, tuvo una supervivencia de 14 años y medio, con una buena calidad de vida. Desde que Lucas recibió la 1ª dosis del tratamiento, era de esperar que comenzaran a aparecer efectos en su cuerpo, que indican que el virus está actuando, y tal como los médicos lo habían previsto, Lucas comenzó a tener dolor de cabeza, fiebre, picos altos y bajos en la frecuencia cardíaca y la presión. Fueron días difíciles para él, pero era claro que la terapia estaba funcionando. En los días sucesivos Lucas también comenzó a sentirse más positivo, a tener más energía, además de abrir los ojos mucho más que antes, a intentar hablar mucho más, y a querer estar en movimiento el mayor tiempo posible. Debido a ello y gracias a la fisioterapia que está recibiendo diariamente en el Hospital, más precisamente en el sector de “Wohngemeinschaft für intensivpatienten”, Lucas ha adquirido mayor fuerza física y mental, al punto de empezar a recuperar su habilidad para deglutir y hasta el haber podido mantenerse de pie por unos minutos, algo impresionante, ya que ha estado postrado durante los últimos 3 meses. Ahora bien, si se ha llegado a este punto, es solo gracias a la suma de tantas voluntades, a la ayuda económica de cientos de personas que ni siquiera conocen personalmente a Lucas, pero que se conmovieron con su historia y confiaron en su familia, donando dinero desde todas partes del Mundo. No hay palabras para expresar todo el agradecimiento que tanto Lucas, como toda su familia sienten por tales gestos de amor desinteresado y de absoluta generosidad. ¡Pero como se imaginarán, esto recién comienza! La actual internación de Lucas en el Hospital de la ciudad de Bonn, cuesta alrededor de € 1.100 diarios. Allí deberá permanecer al menos 1 mes y medio para poder recibir la 2ª dosis, aunque lo ideal sería que pudiese continuar internado algunos meses, hasta que su cuerpo comience a recuperar fuerzas. El tratamiento prevé la aplicación de al menos 10 dosis de Virus Oncolíticos (OV), cada una de ellas tiene un costo de € 5.000, por lo tanto sólo las inyecciones costarían € 50.000. Pero a ello se debe sumar toda la cuestión logística y suplementaria que esto conlleva, desde los costos de internación, de la fisioterapia, del alojamiento de los pocos familiares que pueden estar cerca de Lucas, etcétera, y hasta el momento ha sido recaudada una suma que ha permitido el inicio de la terapia, pero aún queda mucho por delante. Por lo tanto, pueden seguir informándose a través de esta página web, en la que se publican todas las novedades respectivas a la evolución de Lucas, compartiendo en las Redes Sociales la campaña de GoFundMe y haciendo llegar su historia a quienes aún no la han conocido. Además, para darle un aval a esta campaña y una total transparencia en cuanto al destino que se le da a las donaciones recibidas, ha sido creada la Asociación “Lucas Silvestro”, cuyo fin es ser el medio a través del cual se publique toda la información respectiva al tratamiento experimental que Lucas está recibiendo, realizar todas las gestiones a nivel burocrático, institucional y darle un marco legal a las actividades relacionadas con la recaudación de fondos. Ayudando a Lucas, se le estará dando la posibilidad ganarle al tumor y hasta incluso de curarse. ¡Cada aporte por más mínimo que sea, se le estará dando una esperanza más a Lucas para seguir viviendo!  

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *